martes, 7 de octubre de 2014

Copas (micro-relato)


Hay noches en que bebe hasta recordarla. Con las últimas gotas de cada copa atrapa más y más su fantasma. Justo antes de quedar dormido y sumirse en sueños etílicos de los que sólo escapan palabras entrecortadas, sus ojos miran atrás por última vez y entonces inevitablemente creo que ella va a estar ahí, detrás de nosotros. Y de alguna forma así ha de ser, aunque yo no pueda verla, porque él la siente tan real, tan viva, que siempre alza un brazo y le pide que se nos una.     

No hay comentarios :

Publicar un comentario

¡Gracias por comentar!